domingo, diciembre 29, 2013

Cosas que pueden pasar en una peluquería





Hace un frío y un viento bastante propio de la época, así que no es propio quejarse, ni malhumorarse, ni demás cosas que suelen hacerse cuando hay mucho viento y mucho frío.
Estamos resguardadas en casa, tomando chocolate caliente y pintando. Emma ha empezado a desarrollar una capacidad asombrosa para estar sola. Quiere estarlo, e incluso parece que por momentos lo necesita. Tiene todos los colores y su block en el suelo en medio de sus piernas, y mientras se aparta el pelo de la cara, pinta arcoiris. Me he predispuesto a coger un color para pintar yo también, y me ha mirado muy seria y me ha dicho: no no no mamá, tu vas a cocoser... chao mamá
Me he quedado con cara de no saber muy bien qué decir o hacer, mientras la miraba interrogante. Ella parece tenerlo muy claro: chao mamá.
Pues nada, pues bien. Me ha quedado muy claro que es lo que quiere. Así que me he venido al pc a llorar mi momento ombligo: mi hija ya no me necesita!!! Y me he puesto a descargar las fotos que he hecho esta semana, lo que me ha recordado una entrada que quería publicar desde hace algunos días.
En mi pueblo-ciudad, hay un montón de gente interesante, que quiere hacer cosas, y que no se conforman con ir al cine o subir las fotos al facebook.
En concreto, muy cerca de mi casa hay una peluquería, donde además de cortarte, teñirte y asesorarte sobre tu imagen, te ofrecen entre otras cosas: cuentacuentos, talleres infantiles, recitales, lecturas, y hasta conciertos en directo. Está claro que cuando la gente tiene inquietudes y ganas, da igual el escenario o el entorno. Ojalá le copien la iniciativa y mi Puerto, sea un mejor puerto en el que atracar.
El lunes pasado a las cuatro de la tarde, y en estreno mundial, LaBajista se fue allí con su bajo inseparable, sus chicos (guitarra y voz) y se pusieron a cantar - tocar. La novedad del momento fue que Ella se estrenaba como cantante. Yo (hermanísima de toda la vida) nunca la había oído cantar, y aún hoy, una semana después sigo con la boca abierta.
El repertorio estaba compuesto por canciones de todo tipo: Melody Gardot, Jamiroquai, Laura Branigan, Pearl Jam, José González...
Oir cantar a mi hermana This corner of the earth y Ain't no sunshine me puso los pelos de punta, y las lágrimas al borde de los ojos. Todavía hoy tengo esa sensación muy fresca en la retina y la memoria.
Hacía mucho tiempo que no iba a un concierto, y este ha sido una inmejorable forma de volver al circuito musical.
Seguramente me pillen las uvas y las campanadas antes de volver por aquí, así que Feliz año a todos, que la salud no nos falte, y el amor tampoco!

5 comentarios:

Nieves dijo...

Primero decirte que aunque parece horrible que tu niña ya necesite soledad y pintar a su aire, a mi me parece fantástico porque mis sobrinos no me dejan ni respirar, y eso ... un ratito gusta pero todo el día como que ya sabes :0

Lo de esta peluqueria es algo super original y me ha encantado esa idea, vamos que no quieres que el "cortar y peinar " se acabe...

Mil besos Violeltazul.


Feliz AÑO!!!

Chitin dijo...

Bueno...por un lado tu peque se hace mayor...y eso no nos suele gustar a las mamis...pero por otro, mujer, disfruta!!! se acabó la época de llevarla pegada hasta para ir al aseo ;-)

Alucinando con la peluquería :-)

Feliz año!!!!!!

Q le has pedido a los Reyes?

Yo un trabajo para mi chico grande y apetito para mis peques ...

Un abrazo desde lo q es frio de verdad :-P

María dijo...

Como crecen los niños verdad? Parece que fue ayer cuando nació y ya quiere estar sola jejejeje.
Eso nos pasa a todas las. Mamás,mi hija Silvia que también nació un 5 de agosto de hace 30 años,es la más peque de los tres y parece que fue ayer cuando andaba con su chupete en la boca corriendo por toda la casa ainnnssss que nostalgia,pero es ley de vida.
Feliiz nochevieja y próspero año nuevo para las dos.
Nos leemos en el 2014.
Besos.

Adijirja dijo...

mmm...
Tranqui, amiga. Te sigue necesitando. Pero... recuerdas aquella teoría de los huecos vacíos? pues eso... :)
J también ha tenido su momento arcoiris. Ahora estamos en fase portal de navidad. Pero ciertamente todavía demanda pintar conmigo y si me intento escabullir, cuando se da cuenta no le gusta mucho. Eso sí ha empeado a jugar solo. En su mundo. Me encanta verlo así.
La pelu... ains! la envidia me corroe por dentro. Dame tiempo para desarrollar las ideas de mi cabeza... :)
Hoy no te he dicho que te quiero, verdad? :)

Barbara M. dijo...

Ay, como os parecéis la bajista y tú!