jueves, octubre 10, 2013

De mis quejas y otras incomprensiones

Soy autónoma e ingeniera. En mi vida profesional me ha tocado saltar diversos obstáculos. Cuando los veía imponerse en mi camino, siempre pensaba en el rédito económico o personal que me iba a suponer superarlos y entonces, apretando los dientes  cogía carrerilla para saltar. Unas veces lo conseguía a la primera, otras a la cuarta, y otras simplemente, abría otro camino dando por terminada la batalla con ese obstáculo en concreto.
Desde que soy mamá, me planteé mi vida profesional de otro modo, y ahora trabajo desde casa, en horas que debería estar durmiendo, o simplemente cuando tengo un hueco entre la comida, el baño y el juego.
Se supone que estamos en la era de internet, donde nos llama la atención que necesitemos ir a cualquier sitio físico a resolver cualquier tipo de trámite, teniendo la posibilidad de que todo este informatizado y hacerlo desde tu pc.
En Junio de este año entró en vigor el certificado de eficiencia energética. Para ello, la Consejería de Industria del Gobierno de Canarias, ha abierto un apartado dentro de su Sede Electrónica, para "facilitar" el trámite del registro del mismo. Desde Junio estoy haciendo certificados. Y desde Junio, he perdido la paciencia a razón de tres veces por certificado y día.
La página cuyo formulario es lento como un paseo de tortugas, tarda en cargarse, lo hace mal, no te carga el certificado digital, o en otros casos no te lo reconoce. Cuando ha de darte el resultado del registro, tarda toda una noche, otras simplemente no te lo da.. y así .. To infinite.. and beyond.
La opción que tienes para manejar este proceso frustrante, es mandar correos de quejas, de sugerencias, o simplemente de desahogo. Siempre te responden, eso sí. A veces, incluso, te llaman. Llamadas en las que son super amables, pero que no tienen nunca claro qué está pasando, ahora, como apoyo y consuelo, funcionan bastante bien.
Un dia cualquiera, entras a la sede, te dispones a hacer tu trabajo, y empiezas a ver que la cosa no marcha, lo que sucede 39 veces de 40.. entonces decides cerrar el navegador y empezar de nuevo. Y al volver a abrirlo, ahí está... el dichoso cartelito: estamos de mantenimiento! o problemas técnicos!. Esa es la manera de resolver el problema.
En serio, no hay un grupo de informáticos cualificados para desarrollar una aplicación que no de problemas? o es acaso que ese grupo de informáticos no son sobrinos, hijos, nietos de ningún miembro de nuestro querido Gobierno Autónomo?
Empiezo a echar profundamente de menos, la oficinita de Industria que existía en la isla (porque ya no hay, la han cerrado, bajo un plan que se llama "recortes"... o algo así). Con gente con pocas ganas de trabajar, y a las que tenías que llevar cafés para salir con tu formulario sellado. Al menos alli sabías qué y quién funcionaba, a qué horas tenías que ir, y de dónde tenías que llevar el café para salír con el trámite resuelto.

3 comentarios:

Chitin dijo...

No sé como irá el tema por Canarias...pero por aquí...si yo te contara.... es de vergüenza...

Yo me he tenido q pegar personalmente con todo eso del certificado digital para incorporarlo a aplicaciones desarrolladas en la empresa donde trabajo y es un asco trabajar para la administración!!

Mucho ánimo y a seguir quejándote!!

Un abrazo!

Anónimo dijo...

Tranquila que eso pasa con cualquier página de la Administración, sobre todo la central. La del Ministerio de Hacienda es de pena, cuando trabajaba no había mes que no hubiera problemas para presentar telemáticamente la declaración de IVA. Afortunadamente las páginas de la Consellería Valenciana funcionan bastante mejor.

Vicent.

Lucía Blanco dijo...

Y la culpa siempre para los informáticos....cómo si ellos no sufrieran "recortes o algo así", como todos los demás.